domingo, 11 de marzo de 2012

Ubicación geográfica


Antes de la conquista, la sierra tarahumara era una región multiétnica con un gran número de grupos, hoy desaparecidos en su mayoría. Es una vasta zona geográfica, en donde habitaban predominantemente los tarahumaras o rarámuri (corredores de píe) como se llaman a sí mismos.

En la actualidad los rarámuris ocupan un territorio muy reducido que comparten con los tepehuanos, los guarijíos y los pimas pero sobretodo con los mestizos.




La sierra Tarahumara, territorio de biodiversidad.


Enclavada en una franja de cerca de 65, 000 kilómetros cuadrados, en el oeste del estado de Chihuahua, la sierra Tarahumara es un territorio de diversidades. Desde los límites sudoccidentales del estado de Chihuahua con los de Durango y Sinaloa, la Sierra se extiende hacia el norte a lo largo de las tierras altas de Balleza, Guachochi, Bocoyna y Maguarichi. Hacia el oeste, las cumbres y barrancos de Guadalupe. En esta abrupta geografía, los caminos polvorientos transitan desde los macizos montañosos, poblados de densos bosques de coníferas a cerca de 3,000 metros sobre el nivel del mar, hasta las profundas barrancas de tierras rocosas y erosionadas; desde los fríos de nieve y granizo de las cumbres y mesetas, en las que el bosque se entremezcla con los aserraderos, las tierras maiceras y los potreros, hasta el calor tropical de las barrancas profundas hacia donde descargan un sin número de arroyos que dan lugar a las fértiles cuencas de los ríos Fuerte, Mayo y Yaqui y que, a su fugaz paso por el territorio chihuahuense, circundando los pueblos mestizos barranqueños, mucho de ellos de tradición minera.


Territorio habitado desde tiempos remotos por: cazadores, recolectores y agricultores.

Este territorio agreste fue habitado desde tiempos remotos por pueblos cazadores, recolectores y agricultores, emparentados con sus hermanos de sangre de los valles y desiertos sonorenses, con los pobladores de las grandes llanuras del suroeste norteamericano y con los habitantes de las altiplanicies del centro de México. Adaptados a un medio hostil, los aborígenes de la Sierra de Chihuahua aprendieron a respetar y venerar sus territorio obteniendo del los medios para su subsistencia.





Bibliografía:
  • Secretaría de desarrollo social, Organización, desarrollo y gobierno indígena en la Tarahumara, México, 1998.


Cibergrafía:


2 comentarios: